Informando a Profesionales del Turismo
Thursday, 29 de June de 2017.
Versión Completa

Dominicana tiene un producto altamente competitivo

Por Paola Ruggiero
Rene-Contreras-turismo-RD

Entrevista a René Contreras, director de la Oficina de Representación Turística de República Dominicana en Brasil.

A la feria Festuris en Gramado, Brasil, cada país llega año tras año conciente de la importancia del gigante sudamericano para el desarrollo del turismo regional y mundial. Brasil se ha consolidado como un mercado importante y de ello tiene claridad absoluta el señor René Contreras, director de la Oficina de Representación Turística de República Dominicana en Brasil, entrevistado en exclusiva en el marco de ese evento por Caribbean News Digital.

Queremos saber lo que trae República Dominicana al FESTURIS

Nosotros este año estamos promocionando el destino República Dominicana como un todo, realmente, en todos estos mercados latinoamericanos siempre tenemos un problema que radica en que existe un gran posicionamiento de Punta Cana y aunque esto pasa a nivel mundial, en esta región tenemos además la circunstancia de que mucha gente desconozca que hay otros atractivos de nuestro destino que tienen igual calidad para ser aprovechados por el turista de estos países.

Realimente FESTURIS es un evento muy importante para nosotros porque cubre toda la región del sur de Brasil. Sabemos que para el turismo emisivo, la fortaleza mayor está concentrada en São Paulo y la segunda gran región está concentrada en el sur de Brasil; entonces a través de este evento no sólo tenemos acceso a las agencias que están en Gramado, sino a toda la región y de todo el Estado.

Este es un mercado muy bueno para desarrollar nuestro producto Caribe; estamos participando con hoteleros y receptivos dominicanos y te puedo decir que en el margen de tiempo de la feria, la experiencia de todos los expositores nuestros es muy buena, porque en este evento, el tipo de profesional que viene es de alto nivel, vienen los decidores, así nuestro expositores pueden acceder a empresas directamente.

Vemos este año muy buena feria, en anteriores, a partir del 2014 cuando he participado, hemos estado fijos y con Gramado la experiencia siempre ha sido muy positiva y productiva en cuanto a negocios.

Realmente la presencia de República Dominicana en los principales eventos de Brasil está garantizada; hay una frase que dice: “Santo que no es visto no es conocido” y nosotros con una visión clara de Marketing siempre tenemos que hacer presencia.

Tenemos una gran ventaja: un producto altamente competitivo; en Brasil, el producto Caribe llama mucho la atención y nosotros tenemos uno de los productos más completos y con la mejor relación calidad precio; entonces eso es un gran incentivo.

Tenemos cuatro aerolíneas que están volando a República Dominicana, dos de ellas locales en el caso de GOL y LATAM; tenemos VIANCA y está volando COPA, esto permite contar con una gran cantidad de asientos que nos sostienen las planificaciones de crecimiento en el mercado.

Tenemos un mercado que ha tenido sus momentos de crisis; sabemos que el mercado brasileño ha pasado por un momento político-económico especial, donde a nivel general se ha afectado mucho la industria del viaje, pero hay reconocer que destinos como el nuestro se mantienen firmes porque han logrado posicionamiento por muchos años por su producto de calidad.

Es un producto que atrae muchísimo; es decir Punta Cana es tan conocido demandado y llamativo que el público lo conoce, sabe sus ofertas. En este mercado, el grueso mayor está concentrado en la búsqueda de producto con hotelería de todo incluido, aun cuando hay un incremento alto de población se busca otro tipo de producto que también lo tiene  República Dominicana que es una de las grandes ventajas; o sea, tenemos productos para diferentes públicos, lo que permite tener un abanico de posibilidades para disfrutar de unas buenas vacaciones.

La hotelería dominicana todo incluido es un punto de referencia en el Caribe porque es allí donde las cadenas hoteleras españolas han puesto su gran centro de experimentación del concepto Todo Incluido, fue el primero, digamos que el producto que introdujo la hotelería española marcó tendencias y una estandarización a nivel regional.

En República Dominicana entró por Puerto Plata en los años 70 y posteriormente comienza  a desarrollarse en Punta Cana y los demás destinos turísticos como Samaná, La Romana que tiene un segmento importante de desarrollo y hasta el mismo Santo Domingo que aunque no es todo incluido, pero tiene un segmento de playa que se corresponde con Boca Chica y otras que brindan hoy una oferta importante de hotelería sobre todo para la gente que anda buscando un destino de playa no muy alejado. Santo Domingo a sólo cinco minutos del aeropuerto de Las Américas tiene su oferta de playa.

Una de las grandes metas que tenemos con el mercado este año es que la gente conozca lo que hay en el interior. Toda la agenda que hemos tenido de capacitación tanto con aerolíneas como con turoperadores a nivel nacional era para presentar nuestro país como un todo con una gran oferta de playa, una oferta eco turística muy importante, concentrada en distintos polos turísticos del país.

Digamos que la más turística la tenemos en la costa Norte, Puerto Plata y Samaná como también en la Romana y sobre todo en la región suroeste del país que concentra atractivos desconocidos para muchos mercados y que poseen lugares únicos que pueden ser aprovechados por algún tipo de turismo diferente que gusta de una oferta de aventura, tipo excursión de dos o tres días con paradas en lugares interesantes que te brindan una experiencia única.

¿Tiene República Dominicana ofertas para segmentos de mercados de la LTGB, turismo religioso, sector vegetariano… están aprovechando esta segmentación para potenciarse como destino en este mercado?

Si, tenemos muchos nichos para desarrollo y que en muchos mercados tienen ya un cierto avance; por ejemplo, somos conocidos como un destino ideal para bodas y luna de miel, un gran destino para congresos e incentivos, sobre todo en una parte de Punta Cana y Santo Domingo que tienen los salones con gran capacidad.

Esto no quiere decir que en el resto del país no se pueda organizar turismo de reuniones porque los hay, aunque con un grado más pequeño ya sea en Puerto Plata o en Samaná.

Hay un dato interesante, Brasil tiene limitaciones con el tema de los casinos, ese es un segmento que le llama mucho la atención al brasileño y nosotros en República Dominicana tenemos, tanto dentro como fuera de los hoteles, una oferta muy grande y de buena calidad en cuanto a la presentación de los casinos.

En cuanto al turismo de golf, tenemos más de veinticinco campos de golf, muchos de ellos diseñados por golfistas de reconocimiento mundial y estamos en el ranking mundial de los mejores campos de golf. Por ejemplo, en La Romana, dentro de casa de campo, tienes a Diente de perro, considerado el número 25 dentro de la lista de los mejores del mundo y el primero de América Latina y de la región del Caribe.

Es un segmento que se desarrolla fuertemente en muchos países; Brasil también tiene un movimiento de golfistas que se convierte en un nicho potencial para seguir explotando y lo importante es que la gente desconoce que habiendo grandes cadenas hoteleras en Punta Cana, muchas de ellas ya están en la Romana o en Santo Domingo y en los otros lugares mencionados y como es sabido una cadena hotelera internacional no está poniendo hoteles en cualquier sitio, para ello se hacen estudios de mercados de las bellezas naturales de la zona porque los hoteles se auxilian de las excursiones y todo el atractivo que significa la interacción con la población; lo que tiene que tener un estándar de calidad que le permita entrar  y mantener en el mercado y asegurar de que el cliente guste del lugar.

Esto sucede con las cadenas hoteleras que están presentes en nuestro país, incluso, siendo tradicionalmente, todo incluido, las mismas españolas, han entrado a Santo Domingo con hoteles de ciudad, lo que genera un detalle importante porque en esta ciudad se puede aprovechar con un cliente por su primacía histórica a nivel mundial, pues España tuvo allí el epicentro del descubrimiento y conquista, fuimos la tercera isla en ser descubierta, pero la primera en ser colonizada y eso es un dato importante.

Santo Domingo fue el puerto oficial de España en América y capital federal o administrativa de la corona, las expediciones españolas a América salieron de Santo Domingo.

Santo Domingo no sólo es importante desde el punto de vista histórico, sino que en los últimos 15 años se ha convertido en un destino para compras de lujo, pues es proveedora de ofertas comerciales de productos de lujo; tenemos más de 150 centros comerciales, donde se concentran todas las marcas de lujo con las colecciones de temporadas, incluso de invierno,

La nueva red vial de República Dominicana permite estar en dos horas en la capital desde Punta Cana, visitar sus museos durante una tarde, hacer compras de lujo de grandes marcas y volverse al hotel de playa.

 ¿Y que tal con el turismo local o vivencial?

La década de los 70 es el inicio de la etapa moderna del turismo en República Dominicana, se marcó una tendencia de dos tipos de productos que comenzaron a coexistir y que ha cambiado, pero es un punto de partida: destinos de sol y playa en hoteles para descansar y sin contacto con la población en la zona de Punta Cana y la Romana y otro tipo de turismo que se desarrolló en Puerto Plata, Samaná y área de playa de Santo Domingo que tenía la hotelería   ligada a poblaciones integradas y por tanto, este segmento de turismo sí quería contactos con los locales; por ejemplo los mochileros que venían de Europa, Canadá, Estados Unidos,…ellos vienen por 2, 3 semanas incluso un mes, buscando un alojamiento diferente acorde a su economía porque busca otras experiencias que no tiene nada que ver con los hoteles; tiene otros intereses, como es conocer la cultura local, la gastronomía de la zona, tener contacto con las personas,…

Esas dos tendencias marcaron las ofertas de hoy, sin embargo, en esos dos lugares había hotelería de todo incluido y sin contacto con población y al mismo tiempo, hotelería de lujo y hotelería más económica en ambos lados, no es que se diferenció por zonas, sino por tipo de cliente.

Actualmente no están como originalmente comenzaron a desarrollarse, Punta Cana es un arco de playa más que una ciudad, pero después surgió la necesidad de las cadenas hoteleras de tener a su personal cerca y por eso surgieron ciertos núcleos poblacionales cercanos a los hoteles que hoy es parte de la oferta que se le da al turista, por eso hoy hay hotelería y hay un segmento que no va a Punta Cana a encerrarse en un hotel porque sabe que hay excursiones y atractivos en la zona como restaurantes de gastronomía típica dominicana, discotecas en el centro de la ciudad…

Los contrastes no responden a una tendencia, el propio desarrollo ha provocado que entre público que viene a Punta Cana quiere conocer más del entorno y no solo de las playas. Lo que se vende más son las excursiones a Santo Domingo, a Isla Sabona e Isla Catalina, La Romana. Además, hay parques nacionales, excursiones subacuáticas, parques temáticos.

¿Qué diferencia a Punta Cana de otros destinos de la región?

Punta Cana ha desarrollado un modelo donde el sector privado ha generado un posicionamiento, su modelo de gestión ha sido exitoso porque conjuga dos elementos muy importantes: playas del Caribe con una experiencia vivencial, la calidad de la oferta hotelera que es de primer nivel, la seguridad, pero el elemento más importante es la gente; el principal atractivo no es la playa ni el hotel, sino su gente.

Enviar nuevo comentario

El contenido de este campo se mantiene como privado y no se muestra públicamente.
CAPTCHA
Esta pregunta es para probar si usted es un visitante humano y para evitar el spam automatizado.
CAPTCHA de imagen
Introduzca los caracteres que aparecen en la imagen.